CERTIFICACIO DE WEB SANITARIA

viernes, 8 de junio de 2012

LOS NIÑOS Y LOS QUEHACERES EN EL HOGAR...

Para muchos padres este tema sigue siendo de mucha resistencia, sobre todo por que se piensa que los niños no deben de hacer quehaceres en el hogar.

Debemos partir de que la sociedad se esta transformando día con día, y las nuevas generaciones de mujeres pues realmente ya no tienen esa visión de quedarse en casa a ver como sus hijos crecen, y mucho menos tienen en mente esa idea de esperar en casa a su pareja cantando mientras hacen la comida.

Cuando hablamos de quehacer, estamos hablando de dárle a los niños muchas habilidades para la vida. En muchas ocasiones me ha tocado ver a hombres que hasta el calzón les tienen que dar en las manos si se van a bañar... De ninguna manera digo que esta mal, pero imaginen que pasa el día que esa mujer que siempre les tuvo todo a la mano se va... Creo que no es difícil ¿Verdad?

El presente artículo es precisamente para despejar esas dudas sobre lo que implíca en la vida hacer quehaceres en el hogar, pero sobre todo los múltiples beneficios a la formación de la personalidad.

Espero que les guste padres y los invitamos a seguir en este espacio...

LOS NIÑOS Y LOS QUEHACERES
Psic. Hugo Herci

Muchos padres requieren que los niños hagan quehaceres en la casa, para algunas familias el proceso de enseñar a los niños lo que deben de hacer y como lo deben de hacer no es fácil. En otras familias, hacer que los niños hagan quehaceres regular y completamente puede ser un problema; una adecuada estrategia es que los padres enseñen a sus hijos desde temprana edad, que todos los miembros de la familia deben trabajar juntos para que el hogar funcione, y que cada persona debe cooperar con su parte del trabajo.

Esto se puede lograr estableciendo un programa de tareas y responsabilidades cuando los niños aún están pequeños. Los quehaceres benefician a los niños (aún a los más pequeños), ser responsables por sus tareas enseña a los niños habilidades importantes como cooperación y responsabilidad; los quehaceres también enseñan a los niños sobre la equidad y la obligación.

Las habilidades y los valores aprendidos al hacer tareas en la casa beneficiarán al niño toda su vida, por lo tanto… ¿Qué hacer?

Empiece temprano
Los padres deben empezar a dar responsabilidades de la casa a sus hijos desde que están chicos. A la mayoría de niños les gusta ayudar a sus padres. Estos deben aprovechar este deseo y darle a sus niños cosas simples que hacer. Conforme los niños crecen, se les puede dar trabajos más difíciles.

•Muestre como se hace el trabajo
Los niños necesitan saber exactamente lo que se espera de ellos. Por consiguiente es buena idea que los padres se aseguren de que sus hijos sepan lo que tienen que hacer, los padres deben revisar cuidadosamente las tareas y deben mostrarle a los niños como se hacen las cosas.

Es una buena idea anotar y mostrar las tareas que forman parte de un simple trabajo, para que los niños se basen a ellos. Al principio, los padres deben observar a sus hijos para asegurarse de que todo funcione bien. Los padres pueden reducir sus observaciones una vez que los niños sepan como hacer las cosas.

Es una buena idea que los padres enseñen a sus hijos como hacer una cosa, y luego asegurarse de que la hagan correcta y constantemente, antes de enseñarles otras cosas.

A los niños más chicos se les puede confundir si se les requiere que hagan muchas cosas a la vez.

Divida las tareas en partes pequeñas
◦Cuando les enseñen a los niños como hacer algo, los padres deben dividir los trabajos en partes pequeñas.


Por ejemplo, en lugar de perdirle al niño que limpie su cuarto y dejarlo así, los padres pueden hacer una lista de todas las cosas que forman parte de esta tarea.

Por ejemplo, para limpiar la recámara, se necesita cambiar las sábanas, recojer los juguetes y guardarlos, limpiar el aparador, y aspirar. Los padres deben luego mostrar a sus hijos como hacer correctamente cada parte del trabajo.

•Explique
◦Los niños deben saber porqué ayudar es importante.

◦Los padres deben explicarles que haciendo quehaceres en la casa beneficia a la familia entera, y que cada persona debe poner lo que esté de su parte para que las cosas funcionen bien.

 •A medida que los niños crecen, se les pueden dar tareas más difíciles. La mayoría de los padres se pueden dar una idea de lo que los niños pueden hacer. Por consiguiente, los padres deben asegurarse de que las tareas que les dan a sus hijos, sean apropiadas para le edad y la habilidad de los niños.

•Observe al principio
◦Al principio, los padres deben asegurarse de estar disponibles para contestar preguntas y ofrecer apoyo si sus niños necesitan.

◦Los padres pueden inspeccionar el trabajo de sus hijos para asegurarse de que el trabajo se haga correctamente.

◦Entre más chicos sean los niños, necesitan más supervisión.

◦Una vez que los niños estén acostumbrados a hacer las cosas, los padres pueden reducir las observaciones e inspecciones.

◦A los niños mayores se les pueden dar la responsabilidad de terminar sus trabajos.


Establezca un sistema de puntos o una gráfica.
◦Si los padres tienen problema haciendo que sus hijos hagan las cosas o que las hagan bien, un sistema de puntos o una gráfica pueden ayudar para que el niño coopere.

◦Las guías generales incluyen hacer una lista de los requerimientos para que las tareas se completen con éxito. Luego, una gráfica se pueden mostrar en un lugar prominente en la casa. Los padres, o los niños si tienen edad suficiente, pueden marcar la gráfica cuando completen un trabajo. Los padres pueden ya sea dar puntos que se puedan cambiar por un premio, o pueden simplemente otorgar un premio por cada tarea cumplida.

◦Finalmente, los padres y los hijos pueden decidir qué tipo de premio debe otorgarse. En lugar de cosas materiales, como juguetes o golosinas, es mejor obsequiar cosas como un paseo al parque con papá y mamá, o permiso para que se vaya a la cama media hora mas tarde. Los premios deben darse diaria o semanalmente.

◦Para niños más chicos, es mejor dar premios diarios.

◦Para los más crecidos, se pueden dar semanalmente.

◦Una vez que los niños haces sus tareas de manera constante, el sistema de puntos/o gráfica debe descontinuarse.

•Establezca consecuencias lógicas
◦En lugar o además de un sistema de puntos o gráficas, los padres pueden establecer consecuencias lógicas. Estas consecuencias son el resultado de las acciones del niño. Por ejemplo, si el niño se olvida constantemente de guardar su bicicleta al final del día, la consecuencia lógica sería no permitir que el niño use la bicicleta por unos días.

Por otra parte, la consecuencia lógica para un niño que trabaja duro y completa sus tareas, sería premiarlo con tiempo de juego extra. Padres e hijos deben discutir las consecuencias por adelantado. Los padres deben siempre hacer que las consecuencias se cumplan, sean negativas o positivas.

•No les recuerde o fastidie demasiado.
◦Los padres deben tratar de evitar caer en la trampa de tener que repetir y/o fastidiar a sus hijos para que terminen sus tareas. Esto pone la responsabilidad para completar las tareas en los padres. En cambio, los padres deben asegurarse de hacer a sus hijos responsables por completar las tareas. Si el niño olvida o se niega a hacer una tarea, los padres no deben decir nada, simplemente aplicar las consecuencias propias de las circunstancias.


•No haga el trabajo si el niño olvida o se niega a hacerlo.
◦Los padres no deberían hacer el trabajo por los niños. Si los padres están frustrados y se someten y hacen los quehaceres de los niños, los niños aprenderán varias cosas.

Primero que nada, los niños van a aprender que los padres no hacen que su palabra se cumpla y no hacen cumplir sus órdenes.

En segundo lugar, los niños aprenderán que si se esperan alguien más hará sus tareas. Los padres deben simplemente aplicar las consecuencias hasta que sus niños cumplan con sus tareas.

•Déles muchos elogios.
◦Los padres deben siempre ofrecer muchos elogios y ayuda a los niños que se esfuerzan en hacer sus trabajos. Los padres deben mantener los elogios, aún después de que los niños hagan bien sus tareas de manera constante.

                                        


FUENTE: hugoherci.wordpress.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada